Qué es la evaluación socioeconómica, para qué sirve y sus diferencias con la evaluación privada.

La evaluación Socioeconómica de Proyectos de Inversión, también llamada evaluación social de proyectos, está enfocada a la evaluación de lo aplicación de los recursos públicos, la cual se puede aplicar a todo el gasto de gobierno, pero especialmente en los proyectos de inversión pública. Mide el bienestar de la sociedad en general y no solamente de un grupo de individuos relacionados directa o indirectamente con el proyecto. Lo anterior es así, ya que el financiamiento de los recursos es con presupuesto del gobierno, que a su vez fue financiado por medio de impuestos por los ciudadanos. Por ello, busca medir el bienestar general y no solamente de un grupo de individuos.

La evaluación social inicia con el economista Arnold Harberger en los años 50, cuando era profesor de la universidad de Chicago, escribe la primera publicación con respecto al tema de la evaluación socioeconómica de los recursos públicos. En ello se manifiesta que:

–       Las necesidades son muchas y los recursos públicos fiscales existentes financiados por los impuestos son escasos y no son suficientes para poder cubrir todas las necesidades.

–       Uno de los componentes del gasto público es el de inversión en infraestructura, bienes públicos tales como: carreteras, puentes, hospitales, plantas de tratamiento y potabilización de agua, redes hidráulicas y drenaje, presas, electrificación e iluminación, por mencionar algunos. Con ello, se sientan las bases para el crecimiento y desarrollo económico de una región y de un país en general.

–       Aunque el presupuesto público parece ser enorme, no deja de ser escaso con respecto a las necesidades de todo un país, su aplicación debe ser evaluada para maximizar los beneficios de dichas inversiones, pero el criterio de prioridad del uso de los recursos debe ser con respecto al beneficio a la sociedad en general y no respecto a los costos y beneficios de los involucrados directamente, los cuales son los gestores del proyecto y los beneficiados directamente por la ejecución del mismo.

Existen varias diferencias entre la evaluación privada y social o socioeconómica de proyectos[MAMP1] , entre ellas están:

–       La evaluación de proyectos privada busca una ganancia monetaria, ya que necesita recuperar el dinero invertido.

–       La evaluación socioeconómica busca obtener beneficios a la sociedad, ya que es financiado con recursos del gobierno y los contribuyentes que pagan los impuestos.

–       Le evaluación de proyectos privada toma en cuenta los costos y beneficios directos, con los involucrados en el proyecto.

–       La evaluación socioeconómica de proyectos toma en cuenta los costos y beneficios directos e indirectos, es decir, los beneficios a la sociedad de dicho proyecto y para ello existen diferentes metodologías para identificar, cuantificar y valorar costos y beneficios sociales.

Dicha publicación de Arnold Harberger, inició mayor investigación para aplicar los recursos públicos con criterios de eficiencia y eficacia, los cuales son detonantes en el crecimiento económico, así como incrementar el bienestar de cada individuo para que pueda trabajar mejor y ser más productivo. Dicho tema ha sido aplicado en todos los gobiernos del mundo y uno de los más eficientes, es el país de Chile, con el economista Ernesto Fontaine. Durante el régimen militar de Pinochet, permitió aplicar dichos criterios sin bloqueos políticos, lo cual ha permitido que el proceso de gasto de inversión en Chile sea uno de los mejores en el mundo y con ello han tenido un crecimiento y desarrollo económico notable. Su proceso de planeación de inversión está muy alineado con la eficiencia y eficacia en el uso de los recursos públicos de infraestructura.

Una mejor infraestructura permite que los individuos y las empresas de un país tengan costos de transacción más bajos y ser más productivos y se refleja finalmente en indicadores más importantes en el desempeño económico de un país o región, tales como un mayor producto interno bruto, mayor ingreso disponible para cada individuo, entre otros.

Cabe mencionar que muchos otros factores influyen en dichos indicadores, sin embargo, la eficiencia en la aplicación de los recursos públicos de inversión tiene una relación directa si se ha aplicado de manera consistente por cierto periodo de tiempo significativo.

En México, se utiliza el criterio de la evaluación socioeconómica de manera consistente desde hace más de 15 años y es un elemento fundamental para la gestión de recursos públicos de inversión para cualquier ente gubernamental, de los niveles municipales, estatales y federales.

El tema de la evaluación socioeconómica de proyectos de inversión va cobrando cada año mayor fuerza y con ello los estudios requeridos dentro del proceso de gestión de recursos públicos de inversión son más estrictos y la calidad que se exige en el expediente técnico y estudios de evaluación socioeconómica, es cada vez mayor.

Hay que tomar en cuenta, que un ente gubernamental puede gestionar una gran cantidad de recursos o bien muy pocos, de acuerdo a su estrategia y calidad de los documentos con los que gestiona el presupuesto.

Para ello, es importante que el personal encargado de este proceso esté debidamente capacitado o bien, asesorado con profesionales con experiencia.

A %d blogueros les gusta esto: